Tres, dos, uno……feliz año nuevo.

Se cerró un nuevo año. No se sí es una sensación mía o qué, pero siento que voló.

Lo comencé embarazada sin poder moverme y lo termino con un nene de casi 3 años y un bebito que ya come papillas y gatea.

Capaz me es más fácil identificar en ellos el paso del tiempo, que en mi propia vida. Pero también crecí. Supongo que nunca dejará uno de hacerlo y no me refiero a envejecer únicamente, sino a evolucionar, a aprender y a avanzar.

Reviso las notas del teléfono y ahí encuentro las resoluciones del 2016. Practica que ejercito desde hace un par de años, seguro me copie de alguna blogger canchera o lo leí en la revista Ohlalá, por aquellos tiempos cuando la leía. Claro está que las resoluciones las tengo sólo para leerlas, porque suelo no cumplir casi ninguna. Este año 2 de 10. Aunque mi marido dice que sí hilo fino alguna más hice, solapada en otra.

Capaz fui muy pretenciosa, un año con la llegada de un nuevo integrante no iba a ser tan sencillo organizarse.

Lo que tengo claro es que las cosas que logré fueron porque de verdad las quise hacer. Las que no, fueron pura falta de ganas. Puse las energías donde y con quién las quise poner. Necesite estar ausente en algunos lados, para estar firme y presente en otros. Simple como eso. Las cosas se dieron así y a otra cosa mariposa.

Obvio que algunas del 2017 serán copiar y pegar del 2016 o del 15 o 14. No me importa, ya veré cuando las tacho y las doy por expiradas o las alcanzo cuando sea el momento.

Lo que sí puedo afirmar es que fue un año enriquecedor y si no hice mucha gimnasia fue porque preferí dormir siestas con Mateo y Panchi y sino leí tantos libros, fue porque en mi tiempo libre, se me dio por escribir alguno de mis cuentos. Así es, uno hace lo que puede, le sale y tiene ganas! Lo importante es intentar disfrutar de cada una de ellas y no forzar lo que esta destinado a no ser.

Un 2016 que me bendijo con nacimientos, con salud y con bienestar. Un año desafiante del que rescato muchísimas cosas.

2016 te cierro rodeada de afecto y convencida de que todo lo que está por venir, será lindo.

Así como es una fija que las dietas arrancan los lunes, uno mezcla y da de nuevo, con el comienzo de año. Será algo de estructurada mental o será una pavada no se, pero me sale así. Poner plazos para romperlos y objetivos para patearlos, pero ahí estarán un año más, para reflejarme que tengo ganas de hacer muchas cosas aunque mueran en la intención. Linda época para recargar pilas. Lindo momento para darle la vuelta a aquellas cosas que molestan y brindarle espacio a las que verdaderamente importan.

Les deseo a todos un muy feliz comienzo de año.

Para los que tuvieron un año de miércoles, que este sea mucho mejor.

Para los que tuvieron un año excepcional, que se repita.

A mi me resta agradecer todo lo que llegó en el 2016 y por sobretodo, todo lo que logre mantener. Porque a veces es lo que más cuesta.

Que se cumplan sus to do lists, sus resoluciones, sus metas y sus deseos. Que el año que llegó los pesque entusiasmados, esperanzados y con ganas de celebrar la vida a pesar de todo.

Para mi me propongo un año un poco más repartido, siempre priorizando lo que más me importa que es mi familia, pero sin perder de vista otras cosas que también alimentan el alma.

Mucha salud, armonía y paz interior para todos en este año que comenzó hace un día.

Bienvenido 2017 ojalá que estés bueno…….jardín de infantes, nuevos proyectos, aventuras y amor del bueno, allá vamos!

Autor: Flor the Flower

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s